viernes, 24 de febrero de 2017

Ritual de Luna Nueva: Eclipsando Obstáculos…



Un ritual siempre ayuda –dijo una fiel lectora de este blog– y eso me ha impulsado a escribir estas dos últimas notas porque tiene razón: los rituales colaboran fijando la energía que nosotros ponemos en ellos, para que el Universo pueda plasmarlos y ver así cumplidos nuestros deseos…

Un eclipse solar siempre es en Luna Nueva y tiende a marcar inicios. La Luna pasa junto al Sol, éste la fecunda y la deja preñada con la intención que nosotros pusimos en el ritual… y puede que no sea en la próxima Luna Llena, pero en algún momento la Luna dará a luz eso que tú sembraste con el ritual de Luna Nueva eclipsada y podrás cosechar tus sueños…

Los eclipses desprenden gran cantidad de energía y no podemos derrocharla. La usaremos en hacer este súper ritual para eclipsar todos los obstáculos que no nos dejan partir, dar marcha o reiniciar algo…

Lo primero será que tomes tu hoja con los propósitos que hiciste para año Nuevo, o para el inicio del Año del Gallo o en tu cumpleaños. Si no la tienes puedes empezar a crearla desde ya.
Deben ser propósitos llenos de luz… eso significa que no puedes pedir: que pase un camión por arriba de mi suegra… o que mi jefe se quede mudo… Se trata de mejorar nuestras vidas y ello puede ser cambiarte de trabajo, de casa, de país, iniciar estudios, encontrar un novio, casarte, tener un hijo, abrir un negocio, editar un libro, exponer tus obras, dar un recital, etc.

Elige solo 2 ó 3 propósitos para este ritual y concéntrate en ellos. Crea una semilla energética con cada uno y forma mentalmente bolitas de luz con esos proyectos seleccionados… y ahora piensa en los obstáculos que encuentras para cumplir tus metas y deseos…
Para ello crearás (energéticamente) una varita mágica eclipsadora que colocarás en tu mano derecha y que, con un solo toque –un pling– hará desaparecer lo que tú te propongas

El domingo, durante las horas que dure el eclipse tu puedes hacer tu siembra de propósitos. Puedes tenerlos escritos en trocitos de papel y ponerlos junto a una planta o árbol, o puedes sembrar semillas verdaderas junto a tus bolitas de luz o proyectos porque así puedes ver como eso va germinando hasta convertirse en planta y hasta florecer… lo mismo ocurrirá con tus propósitos. Ahora piensa en los obstáculos que vas encontrando en el camino y eclípsalos… derriba ese obstáculo, con tu varita mágica eclipsadora  dale “pling”… verás como desaparece… y así puedes eclipsar cada barrera que encuentres en el camino para alcanzar tus metas… Un simple pling y lo ahuyentarás.
Si esos obstáculos son personas no se trata de hacer desaparecer literalmente a esas personas (matarlas) sino que cambiar la forma de pensar de ellos para que no impidan que logres alcanzar tus metas, o que fijen su atención en otra cosa o –lo más importante– que dejes de darle poder a la opinión de otros acerca de tus sueños. Decide por ti.

Si esa barrera que obstaculiza tus propósitos son tus miedos, dales pling y hazlos desaparecer… Si lo que se opone es la falta de dinero, dale pling a la escasez y empieza a crear abundancia…

Podrás eclipsar tus temores, tu baja autoestima, tu mal humor, tu inconstancia, tu abulia, tu depresión, tu incapacidad para poner límites, tu falta de empatía, tu exceso de ansiedad, tus fobias… Todo lo que quieres que se apague, podrás hacerlo con un solo pling de tu varita mágica eclipsadora…

Y pues te dejo trabajando en la preparación de este ritual que será de gran ayuda, junto con el próximo que te dará la fuerza para volver a empezar… pero desde más arriba: en el Estado de Gratitud…

En Amor y Conciencia…

Me® 

 Si reenvías este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.
Publicar un comentario

Déjanos tu huella...