Seguidores

lunes, 26 de septiembre de 2011

Un viaje al futuro


Si tuviésemos la oportunidad de ir hacia el futuro para descubrir la mejor manera de lograr algo ¿Lo harías?

La posibilidad existe, está ahí al alcance de todos y se llama “el portal o compartimento” y es uno de los ejercicios contenidos en el curso del Método Silva… en este ejercicio viajamos hacia el futuro y nos vemos convertidos en aquello que queremos ya sea un empresario, un artista, alguien famoso, al lado del amor de tu vida, plenos de salud, habiendo vencido la timidez, con un hijo en los brazos, etc. Son tantos los sueños que pueden llegar a tener las personas que llegar a la meta y desde allí poder contar cada paso que han dado para llegar a conquistar una meta, es quizás la receta para poder lograrlo.
El portal, o compartimento nos conecta con la energía universal, el lugar de donde provienen todas las cosas y también donde está todo lo creado… desde allí podemos tomar la energía necesaria para alcanzar nuestras metas o sanar una situación y volver con esa energía y usar un poco de ella cada día en el trabajo por alcanzar ese sueño.

Yo lo hice… La estaba pasando mal por una injusticia que cometí con alguien que trabajaba para mí y yo, precipitadamente, sin tener toda la información de porque ella se ausentó por dos días del trabajo, la despedí sin darle oportunidad de justificarse. Mi argumento era que yo, al contratarla le insistí en que debía avisar si no podía asistir ya que cuidaba de mi anciano padre enfermo y en su ausencia yo debía hacerme cargo de la situación. Después me enteré que su hijo estaba en la UTI y que en el hospital no permiten el uso de teléfonos celulares y ella no tuvo manera de avisarme que no llegaría… Cuando me llamó a los 2 días yo no le di tiempo a explicar nada y le dije que pasara a buscar su liquidación porque ya tenía a otra persona en su puesto. A los pocos días una amiga común me comentó lo sucedido y la llamé varias veces y no quiso responderme y me parecía que con justa razón. Me sentía muy mal porque sentía que le fallé como empleadora y como ser humano…

Recordé el ejercicio del compartimento y me dispuse a hacerlo: En meditación profunda viajé hacia la época de final del año (era septiembre) cuando celebramos las fiestas y todo el mundo está mucho más receptivo. Me vi compartiendo mi cena de navidad con ella y su familia e intercambiando regalos. Todos muy alegres y felices. Me vi vestida de una determinada forma y tomé simbólicamente una chalina (bufanda) de seda azul que llevaba puesta y que había visto en la tienda hacía unas horas y la traje de vuelta conmigo para tomar de ahí toda la energía que necesitaba… Cuando terminé me fui directo a la tienda a comprar el artículo que sería el símbolo de mi viaje al futuro porque había depositado allí toda la energía de ese tiempo en donde la situación ya había sido sanada. Así regresé a casa con ella puesta y me dispuse a tomarla cada vez que deseara trabajar con la energía del futuro, pero no fue necesario porque a la semana apareció María en la puerta de mi casa porque necesitaba hablar.

Y así fue como la Navidad pasada cenamos en casa con 3 hermanos, con María y su familia mi padre y yo, por supuesto vestida tal como me vi en mi adelanto al futuro y todos sentados a la mesa, muy felices compartiendo e intercambiamos regalos. Mi regalo para María fueron los 10 Cds del Método Silva para que ella pusiera en práctica lo que yo le había contado y ella hizo los ejercicios, viajó al futuro, vio a su hijo libre de enfermedad, completamente sano corriendo por los prados y puedo decir que ahora Nicolás es el chico más sano que conozco y nadie recuerda que estuvo muy grave hace menos de 1 año…
Es así… Doy fe de que en meditación profunda podemos abrir un portal hacia el futuro y ayudarnos a la cocreación de nuestra vida. Tú también puedes intentarlo en cualquier cosa que desees realizar… Ahora mi sobrino lo está usando para terminar sus estudios… viajó unos años adelante y se vió convertido en profesional… Ahora solo se aplica a estudiar…

A todos mis amigos lectores les deseo un feliz viaje al futuro.

Me®

Si reenvias este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.

sábado, 24 de septiembre de 2011

Bienvenida a las Hadas




Las hadas viven en todas partes y eligen los jardines más floridos para habitarlos.

Si eres un ser pleno de pureza de alma y un corazón alegre, sin duda encantarás a las hadas, ya que ellas poseen un espíritu diáfano, lúdico y son 
incapaces de aceptar los dobleces.

Se cuenta que el viento susurra a las Hadas el día y hora exactos en que deben brotar las flores y ellas salen a pintar con sus paletas coloridas cada arbol y cada planta para que florezca en el día y hora adecuados, pero mantienen el secreto entre ellas, no se lo revelan a nadie para poder celebrar la gran fiesta del inicio de la primavera sin ser molestadas.

Primavera es tiempo de Hadas ya que ellas recorrerán cada jardín pintando flores, viajarán sobre mariposas y aves revoloteando y haciendo sonar sus carcajadas que nosotros escucharemos como dulces tintineos de campanas…
Las hadas están aquí, han llegado hasta tu casa… Si quieres que ellas estén cerca de ti debes mantenerte alegre. Fuera los pensamientos negativos y la depresión porque eso ahuyenta a las hadas…

Pon una casita de madera para pájaros, píntala de colores alegres y mantenla con agua limpia y fresca. Puedes plantar en tu jardín las más aromáticas flores y ellas gustan de las buganvilias porque en sus frondosas ramas construyen hogares. Y por si no lo sabes, las hadas aman los girasoles y porque se posan en ellos para bañarse de Sol…

Si quieres que las hadas te hablen, pon un sonajero en tu ventana, sobre todo si da al jardín y puedo asdegurarte que ellas lo moverán cada vez que quieran comunicarse contigo…

Bienvenida Primavera!

Bienvenidas mis amigas las Hadas!


Me® 

 Si reenvias este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.

viernes, 23 de septiembre de 2011

Bienaventurados los Alegres…



Quizás la caracterísctica que más me atrae y con la que sintonizo en las personas es su alegría, pero no esa falsa o efímera alegría del chiste y la risotada, sino quienes parecen vivir en un estado de felicidad constante y podemos sentir las bellas vibraciones que emanan de su Ser…

Uno de los indicadores de que una persona ha alcanzado un alto nivel de conciencia es su serena alegría. Alguien que está contento con la vida que tiene, que da gracias continuamente y ha abandonado la queja solo puede estar viviendo bajo el ala de la abundancia y eso le genera alegría.

Una persona triste, amargada, descontenta con su vida no puede sintonizar con lo más elevado del Ser, por eso se mantiene vibrando en bajas tonalidades y hace de la queja y la rabia una constante que no le deja ver posibilidades de sanar su vida…

En mi adolescencia, me dijo una monjita –y ella a pesar de ser religiosa era una iluminada– que el indicador de una persona altamente espiritual era su alegría, pero una alegría real, que brote del corazón… no confundir con mantener siempre una sonrisa en el rostro… Años más tarde casi esas mismas palabras usó un maestro para definir a un ser “conectado” o espiritual… Y es que la alegría es la manifestación externa de la paz que habita en el corazón, del amor que llevas dentro, de la gratitud que sientes por el Universo, de la aceptación de los sucesos de tu vida, de la compasión que te une a todos los seres de la Creación, del respeto por ti mismo y por los demás…

Una persona alegre tiene apertura del corazón. Es capaz de aceptar a los demás, de tolerarlos, de comprenderlos. No necesita estar riendo todo el tiempo sino que valora el canto de los pajaros, la nieve de la montaña, el sol reflejado en la espuma de las olas, el llanto de un bebé… No pierde su capacidad de asombro y no la escucharemos quejarse ni molestar a otros.

Y es que la alegría te eleva… imposible que algo nos afecte o sentirnos mal cuando vibramos en gozo y júbilo…

A veces creemos que tenemos que sentarnos a mirar esas horribles películas de humor holiwodense en en donde el protagonista hace estúpidas payasadas con el único afán de hacernos reir, para encontrar alegría. Pero esa es precisamente la falsa alegría, esos momentos que te hacen evadir tu realidad… y nada más… Se acaba la película y se acaban las sonrisas…

Insisto en que sonrisas no son sinónimos de alegría. La sonrisa es una demostración externa que no necesariamente es el reflejo de algo interior… la alegría es un estado del ser y proviene de la conexión con el espíritu.
Una persona consciente de su luz interior no tiene motivos para estar triste o sentirse solo. Sabe que siempre está acompañado de su espíritu, que la abundancia del Universo brota a raudales de si mismo, que el Universo es su cómplice y siempre está conspirando a su favor… que confía en que todos los acontecimientos de la vida obedecen a decretos superiores que quizás no alcance a comprender, pero siempre serán para mayor desarrollo y crecimiento interior…

Y vale la pena integrar la alegría a nuestras vidas. Pero no una apariencia de contento, sino una alegría sincera, que nace del alma y que no necesita reir ni llorar para mostrarse… Una serena alegría de estar aquí y ahora vivenciando la maravilla de la existencia humana.

Y bueno… ya conocen la razón de mi alegría… ;)

Me® 

 Si reenvías este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.

miércoles, 21 de septiembre de 2011

Equinoccio


La palabra equinoccio significa “noche igual” y simboliza el fenómeno astronómico mediante el cual el día adquiere una duración igual al de la noche. Esto quiere decir que hay equilibrio entre la luz y la oscuridad y ninguna  predomina sobre la otra.

Los equinoccios son portales de cambio. Nos anuncian que nos acercamos a una nueva etapa  y debemos prepararnos. Estos portales nos invitan a equilibrar… Ya que el día tiene la misma duración que la noche, que la luz y la sombra están igualadas. Sería un buen momento para equiparar nuestras propias luces y sombras…  Esa es la tarea que estamos obligados a hacer en esta etapa: la ignorancia, las pasiones, los defectos, ya que no podemos superarlos del todo, será bueno equilibrarlas reconociendo nuestras propias luminosidades y oscuridades. No negándolas. El solo hecho de aceptar tu equilibrio, tu yin y yang, te abre la puerta a la luz radiante de la sabiduría. Negar nuestras sombras nos sumerge aún más en la oscuridad.

Los protagonistas de los equinoccios son  el Sol y la Luna, convocándonos a balancear mente y emociones y también nuestro lado femenino y masculino… Todo es un  llamado al equilibrio en estos días y por eso no es raro que, junto con la llegada de la primavera, entremos de lleno en la energía de Libra que nos invita a hacer el trabajo de equilibrar la balanza y a armonizarnos tanto en lo interno como en el exterior.

El equinoccio de otoño nos prepara para morir simbólicamente en esos aspectos  ya maduros y a liberar la semilla que nos hará renacer a otro ciclo, a otra etapa de la vida. Imposible que nazca la flor si no muere la semilla, por eso para poder florecer en primavera debemos primero dejar morir esa parte que ha cumplido su ciclo. Puede ser una muerte dolorosa que nos sumerja en un duro invierno, pero la promesa del renacer es la esperanza que nos mantiene vivos.

Nuestros ancestros afirmaban que el hombre es un "microcosmos" que vibra y funciona en armonía con el macrocosmos en el que se encuentra inmerso. Los filósofos suelen decir  que "como es arriba, es abajo" intentando explicar que todo lo que ocurre en el Universo ocurre también en las pequeñas partículas de átomos y también en nuestras células. Todo el cosmos vibra, somos un universo en constante evolución y la expansión que vive la galaxia la vivimos nosotros también en la consciencia…  Somos eso… nada más que polvo de estrellas.

Me® 

Si reenvias este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.

Oh Primavera…


Ella se hace notar desde antes… nos avisa que está en camino poniendo brotes en las ramas de los árboles… inunda el ambiente con fragancias florales y le pide a los pajaritos que anuncien su llegada con dulces cantos. Es la primavera: Coqueta, como buena nativa de Libra, llega toda adornada y perfumada… ¿Quién no ha sentido júbilo con su llegada?

La primavera es tiempo de mucha alegría porque nos sentimos renaciendo a la vida… es el momento en que la energía vital inunda nuestro ser como la savia recorre cada rama de los árboles aflorando lo que será fruto… Florecemos y emanamos sutiles aromas de entusiasmo y felicidad.

Es el inicio de una etapa en que nos ponemos de fiesta con el alma, porque florecen los sentidos, nuestras emociones… nos reconciliamos con nuestro ser interno y le permitimos expresarse, nos sentimos tan energéticos, tan vitales, tan alegre que nos volvemos a enamorar… del aire, del sol tibio, de las mañanas frescas, de la canción de los ruiseñores, de la música en nuestros corazones… de las flores, de los colores, del sonido de nuestros pasos al caminar… de los días más largos y las celebraciones con amigos… nos enamoramos de todo porque nos re encantamos con la vida como cuando éramos niños y explorábamos cada rincón de este mundo como si ese fuese el único momento con el que contábamos…

La vida nos está dando otra oportunidad. Ahora es el momento de renacer… pero recuerda que para que nazca la flor tuvo que morir la semilla y deberás dejar morir todos esos aspectos viejos que no te gustan de ti… Deja atrás la pereza, la inconstancia, la falta de comprensión y tolerancia hacia lo demás; la baja autoestima, el orgullo innecesario, la prepotencia… Todo, todo aquello que sientes que ya no sirve, que te impide ser feliz o que te está estancando, déjalo morir con el fin del invierno y deja que la nueva semilla renazca a la luz… a la claridad… al sol…

No perdamos esta oportunidad de renacer con la verdad impresa en el rostro y la calidez palpitando en el corazón

Es primavera… Todos a celebrar la vida…

… y a ti, querida estación florida te digo ¡Bienvenida!

Me®

Si reenvias este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.

martes, 20 de septiembre de 2011

Un ritual de Primavera



Astronómicamente la primavera se inicia el 23, pero oficialmente se inicia mañana 21 de septiembre y por eso te invito a realizar este pequeño ritual que te ayudará a hacer tus sueños realidad.

Es muy simple y solo debes tener muy claro cuál es ese sueño que deseas concretar y escribirlo en un papel de manera muy clara y especificando cada detalle. Por ej: Quiero estudiar xxx, en la Universidad xxx, en el horario xxx, con los profesores xxx, en el año xxx, etc. y ponerlo debajo de una vela encendida de color amarillo o naranja mientras te concentras por 3 minutos en lo que quieres lograr. Luego quemas el papel en un plato o cenicero y arrojas las cenizas en la tierra de tu jardín, cerca de la flor más linda que tengas o del árbol que más florezca. Si no tienes jardín puede ser en una maceta que contenga una flor…

Ahora debes cuidar: regar y ofrecer luz adecuada y aire puro a esta flor que hará que tu deseo florezca...

Eso es todo… Si tienes fe, tu deseo florecerá

Me®



 Si reenvias este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.

domingo, 18 de septiembre de 2011

Ritual de la Semilla



Los celtas veneraban la naturaleza y basaban sus ritos en la conexión entre el hombre y la Tierra. Comúnmente realizaban sus rituales en los bosques, conviviendo sobre todo con las plantas y los árboles, que ellos consideraban sagrados.

Este ritual que te ofrezco hoy se ha realizado desde los origenes de la civilización por seres que vivian en completa armonía con todo lo que les rodeaba, respetando a cada animal y vegetal como parte de la Creación. Es un ritual de apertura y su objetivo es despertar en ti la creatividad y todo tu potencial de desarrollo. Puedes hacerlo las veces que quieras desde el inicio de la Primavera y te maravillarás de sus benficiosos resultados.

Si es posible, elige una mañana, en el periodo de la luna nueva a creciente, de preferencia a la hora del amanecer, cuando la luz vence a las sombras y la energía es totalmente luminosa y cuando los ángeles bajan a cantar honrando a la luz. Lo ideal es hacerlo al aire libre y con una ropa muy cómoda. Si puedes estar cerca de un Árbol para compartir su energía, tanto mejor.

Empuña tu mano derecha, cúbrela con tu mano izquierda como si la envolvieras y lleva ambas manos hasta la zona del segundo chacra –bajo el ombligo– y enróllate como si fueses un feto en el vientre de la madre… Déjate caer en el suelo formando una bolita y siéntete una semilla llena de vida que desea ver la luz…

Imagina que eres la semilla de un árbol, recibiendo la energía de la tierra, y la suave luz de los rayos del Sol. convéncete de que quieres nacer a la vida para cumplir tu misión.
Siente como se van rompiendo las paredes de la semilla que eres tú porque tú estás ansiaso/a por salir… Disfruta de ser una semilla llena de energía de vida… Empiezas a brotar y pequeños  rotes salen de ti hacia la luz… siente el sol sobre tu cuerpo y vibra con el todo.
Empiezas a incorporarte y quedas de rodillas…

Ahora estás creciendo, eres una pequeña y tierna planta que eleva su tallo al cielo. Tus pies son las raíces que también se expanden y se fortalecen hacia abajo… tus piernas forman el tronco, tus brazos se abren como ramas y tus dedos son hojas que se mecen al viento. Abre los brazos y agítalos al viento.
Ponte de pié, levanta tus brazos y danza al ritmo de la brisa y la música del Universo. Siéntete como un árbol que se balancea al viento. Suéltate y sumérgete libre en la creación. Acompaña el movimiento de la Tierra en su eterno girar… de los animales caminando, de las plantas creciendo hacia la luz... Libera tus sentidos y siente el Universo palpitando dentro de ti:

¡Es todo tuyo! Ahora te toca florecer... Hacer realidad tus sueños…

Con este ritual lograrás despertar todo tu potencial de desarrollo. Empezarás percibiendo todo de una manera distinta y se abrirá ante ti un mundo nuevo. Planearás correctamente y te lanzarás a la conquista de tus sueños.

Mantente muy atento/a a las señales de la vida porque recibirás muchas después de hacer este precioso ritual.

Me® 

 Si reenvias este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.

martes, 13 de septiembre de 2011

Lágrimas Sanadoras



Debo admitir que soy de las pocas personas que confiesan practicar libremente el sano arte de llorar… Sí, porque llorar nos purifica y nos sana.
He llorado casi tanto como he reído y mis lagrimas pueden brotar a raudales con solo mirar los ojos de mi fiel canino, también viendo una de esas películas legendarias o simplemente recordando alguna situación conmovedora.

Siempre que una persona llora suele acercársele alguien que, sobándole un brazo o acariciando su hombro le dice con aflicción: No llores ya que socialmente no está bien visto llorar frente a otros porque es atribuido a debilidad, falta de dominio de si mismo y a excesiva emocionalidad. Olvidamos que todos llegamos a este mundo llorando y el llanto es una liberación para el alma y también para el cuerpo. Tal como aseamos nuestra casa para eliminar los desechos y olores, el cuerpo, la psiquis, el alma necesitan un fuerte aseo emocional y es bueno liberar esa tristeza, ese dolor, esa impotencia, los miedos, las fobias, la nostalgia…

Otra actitud muy común cuando alguien se desborda emocionalmente a través de las lágrimas es retirarse. A muchos el enfrentamiento con las emociones les duele y prefieren no vivirlo.

Desde el punto de vista físico el llanto es el desborde de los lagrimales que proporciona hidratación a los ojos y liberar hormonas de bienestar lo que permite disminuir los altos niveles de angustia y actúa como un calmante natural de la intensidad emocional. Después de llorar se entra en un estado de  relajación al igual que después de la tormenta llega la calma.

No llorar es acumular todos los desechos emocionales en alguna parte del cuerpo y transformarlos en enfermedad o sacarlos afuera transformados en rabia o depresión, lo que genera más desechos tóxicos aún.

Llorar es la expresión del cuerpo a tanta opresión, represión, confusión y estrés. Quien es capaz de llorar se libera y abre las compuertas de su alma para que ésta pueda fluir libremente. No llorar coloca un muro entre nosotros y las emociones, nos escinde del corazón y nos deja con una sensación de angustia y soledad.

Muchas personas me comentan que no pueden llorar, que les cuesta soltarse y puedo comprenderlo porque en algún tiempo estuve así, totalmente bloqueada y era porque mi cabeza gobernaba mi vida y había apagado el botón de conexión con las emociones y me mantuve así apagada un par de años hasta que un día se encendió nuevamente y me puse al día por todo lo que no había llorado.

Aunque el llorar se asocia a la tristeza, muchas veces lloramos de felicidad…
Todos hemos vivido o presenciado escenas de la vida donde es imposible no llorar emocionados, porque el detonante de las lágrimas es la emoción y éstas pueden ser extremadamente alegres o extremadamente tristes.

Sí, he llorado mucho y no solo de tristeza, también de alegría, de nervios, de rabia, de miedo, de impotencia, de nostalgia, de alivio, de fragilidad, de solidaridad, de amor… Y contrariamente a lo que muchos creen, las lágrimas no me han debilitado sino muy por el contrario, me han hecho más fuerte y me han ayudado a conocer y abrazar mi mundo interior.
No me molesta que algunos digan que soy una llorona, creo que es una característica más y no me hace mejor ni peor que nadie… es simplemente una parte de mi que me permite fluir desde el alma y me conecta con lo que realmente soy.

Llorar es siempre una sanación para el alma, sea lo que sea que estemos liberando permite que cerremos un ciclo porque siempre hay un antes y un después de esas lágrimas.

Yo los invito hoy a llorar por todo lo que no hemos llorado porque nos hemos estado reprimiendo… porque la verdad es que a veces cuesta encontrar ese momento a solas para poder soltarnos y expresar eso que llevamos dentro...

Llorar es tan sano como reír o como comunicar y expresarse… quitémosle la sobrecarga de energía negativa que le hemos puesto al sano arte de llorar y hagámonos el regalo de permitirnos liberar todo ese llanto reprimido…. No habrá arrepentimiento porque las lágrimas siempre son sanadoras…

Me® 

 Si reenvias este texto, respeta el trabajo de la autora, no elimines ni cambies su nombre ni el texto. Cita la fuente correctamente. Se consciente de tu ética espiritual.

Déjanos tu huella...